• Viridiana Zárate

Green marketing: oportunidades y desafíos

La aparición de desafíos ecológicos ha provocado cambios en el comportamiento de compra de los consumidores, actualmente las personas están alzando la voz para que las empresas se comprometan con el planeta, es decir, que tomen acciones a favor del medio ambiente y promuevan hacer conciencia sobre ello; esto dio como resultado que surgieran tácticas y estrategias enfocadas a comunicar mensajes sostenibles, es decir, marketing verde.

El marketing verde no solo implica promocionar productos o servicios con características ambientales, sino que al mismo tiempo se espera que las empresas sean congruentes con lo que dicen y hacen, es decir, que en el núcleo de la empresa haya procedimientos sostenibles, como cambios en el modelo de producción, ingredientes, empaquetados, distribución, ventas, desechos, etcétera.


Aunque el marketing verde no es nada nuevo, el público está cada vez más preocupado y educado sobre la importancia de que las empresas sean sostenibles y generen un impacto positivo o neutro en el planeta. De acuerdo con un estudio de Nielsen, más del 80% de los participantes admitieron que están dispuestos a apoyar más a aquellas marcas que muestren un compromiso auténtico para cuidar el entorno. Gracias a esta concientización ambiental el marketing ha considerado en sus estrategias las consecuencias globales, poniendo como tácticos medidas sostenibles.

El marketing verde busca construir una reputación de marca y fidelizar a los clientes mediante acciones reales, pues se busca que su discurso sea verdad y fidedigno. Un ejemplo claro es The Body Shop, pues es una marca conocida por su posicionamiento ecológico efectivo y que está involucrada en varios programas para la protección del planeta.


La clave del éxito en estrategias de sostenibilidad, es la coherencia entre el mensaje de la marca y sus acciones. Es importante tener una visión global que se comparta con todas las personas involucradas en tu negocio y en todos los procesos para generar realmente un cambio. A continuación te presentamos algunas acciones que puedes empezar a implementar en tu negocio para encontrar tu identidad como empresa y marca sostenible:

  • Crea alianzas e involúcrate en actividades ambientales.

  • Demuestra tu compromiso con el futuro dando a conocer metas o objetivos que se mantendrán a lo largo del tiempo.

  • Muestra políticas de comercio justo y agricultura sostenible mediante contenido de valor.

  • En tu comunicación promueve valores de reciclaje y consumo consciente.

  • Sé transparente con tus acciones y procesos, puedes comenzar disminuyendo el desperdicio en tus procesos de fabricación o servicios.


Si ya tienes clara tu intención, comprométete con el propósito, recuerda que con esto puedes empezar a construir tus estrategias de comunicación con la que basarás tus acciones a largo plazo. Ten en cuenta que el greenwashing (marketing verde engañoso) resulta muy perjudicial para la reputación de tu negocio, es mejor empezar con acciones pequeñas, pero reales.


Ser sostenible ya no es un mérito, es un deber empresarial y no debe tomarse como un asunto temporal o de moda, sino debe tratarse como una cultura corporativa que se vea reflejada en todas las acciones de la marca. Por ello, es importante que tus estrategias sean implementadas por expertos en comunicación para que tus tácticos estén fundamentados. ¿No sabes por dónde empezar? En Lilt podemos acompañarte en el proceso para que sea más fácil. ¡Escríbenos y pondremos manos a la obra!




0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo